Líbano

JavaScript est désactivé!
Pour afficher ce contenu, vous devez utiliser un navigateur compatible avec JavaScript.

Un año de intenso trabajo, 10 países visitados, más de 80 músicos entrevistados y miles de horas de grabación. El músico y documentalista Fermin Muguruza, con la producción de Al Jazeera Documentary Chanel, dibuja un mapa sonoro de la realidad musical del mundo árabe. Un viaje rítmico a través de las culturas, las tradiciones, la modernidad, la lucha, el resurgimiento, las ganas de futuro y la emoción del presente. Desde Marruecos hasta el Golfo Pérsico, desde Kuwait al Líbano, el equipo de FM completa un largo recorrido de descubrimiento mutuo, apasionado y apasionante que arrastrará a los telespectadores a un universo sonoro inimaginado.

LÍBANO I
La fotógrafa Déborah Phares nos invita a un viaje sonoro por la geografía libanesa, un mosaico de voces y sonidos que emergen de la música tradicional árabe, su folclore, sus instrumentos más representativos como el oud, y que transitan, en la búsqueda de nuevos lenguajes que sirvan de puente y entendimiento entre Oriente y Occidente, por los ritmos más modernos como el pop, el rock, el rap o el rock alternativo.

-Wadih Al Safi: Conocido como El Cedro del Líbano, el cantante recupera la música popular de su pueblo ensalzando con la poesía y el zéjel los valores humanos. Su voz y sus famosos mawals han recorrido el mundo cantando en diversas lenguas –árabe, francés, portugués e italiano- y su arte ha sido reconocido en los festivales internacionales más prestigiosos.

-Ghada Sbheir: Su voz recupera las raíces del pasado para traer al presente los cantos sagrados siríacos de la religión maronita, muchos de los cuales Sbheir interpreta sin acompañamiento musical, tal y como fueron concebidos en su momento. Un trabajo de investigación en el que rescata composiciones milenarias que aluden a la Navidad, la Virgen María, la pasión o la resurrección de Cristo.
-Assi el Helani: Desde la década de los 90, el cantante es una de las figuras más destacadas de la escena musical de Oriente Medio. Su carrera musical se inició profesionalmente a los 17 años, tras ganar el Art Studio TV Program para jóvenes artistas. Desde entonces, ha publicado cerca de una veintena de discos que han cosechado gran éxito entre el público, como Lihali Amshi o Shoag El Sáhara.
-Mohamed El Turk: El rap árabe de este joven palestino se abre camino desde el campamento de refugiados de Borj El Barajneh, en el que nació hace 21 años y en el que vive desde entonces. Allí montó su estudio de música y ha grabado su primer álbum, I Voice, un juego de palabras musicales y poesía rítmica con el que expresa la situación y el día a día del pueblo palestino.  

-Michel Elefteriades: Conocido por su estilo ecléctico, el artista y productor musical greco libanés ha producido los experimentos musicales más arriesgados del mundo árabe en los últimos años. Su maestría para fusionar sonidos y lenguajes de distintas culturas, y sus mezclas entre ritmos étnico-árabes, música latina o flamenco, demuestran  el mestizaje musical no entiende de límites ni  fronteras.

-Soumaya Baalbaki: Recuperar las canciones de tango antiguas con influencias árabes es la esencia y el motor del trabajo de esta cantante cuya voz crea un nuevo molde musical cargado de emociones y sentimientos que glorifican el amor y la pasión con ritmos nuevos que buscan mostrar a la juventud una particular parcela de su historia musical.  

-Marcel Khalife: El cantautor divulga la cultura musical árabe con importantes contribuciones, como la renovación de la utilización del oud, la composición de bandas sonoras de películas o la realización de proyectos interculturales que buscan, a través de la música, un mejor entendimiento entre el Islam y Occidente. Sus canciones, inspiradas en los versos de Mahmoud Darwish, han dado voz al espíritu del pueblo palestino.

LÍBANO II. Beirut
Desde hace años, Beirut se ha convertido en un laboratorio musical abierto a los lenguajes y estilos más transgresores encarnados en una generación de jóvenes que explora nuevas formas artísticas a través de la música electrónica, el rap, el rock alternativo o la música indie. Una generación de nuevos músicos que nos presenta Deborah Phares y que, como la propia ciudad en la que viven, se encuentra en constante renovación y movimiento.   

-Tania Saleh: Su estilo se enmarca dentro de la música alternativa indie. En su búsqueda de nuevas ideas y estilos, la artista aborda en sus letras temas poco tratados en la canción árabe, piezas que acompaña con arreglos musicales muy sofisticados en los que los riffs de la guitarra de rock, el riq o el bajo groovy establecen un diálogo novedoso con el laúd y la guitarra acústica.
-Banda Scrambled Eggs: Creada en el Beirut de 1998, la banda de rock cantado en inglés se constituye como un laboratorio musical que sigue debatiendo sus influencias, desde la música alternativa británica y el rock progresivo, a líneas más transgresivas como el rock de EE.UU o la estética punk. Autores de varios álbumes, el grupo ha creado una nueva paleta de sonidos que busca la armonía en medio del caos.  
-Charbel Rouhana: El músico y compositor está ligado al renacimiento de la música oriental árabe representada por los instrumentos tradicionales, especialmente el oud, que ha conseguido transformar en un instrumento moderno y multinacional capaz de comunicarse con otras culturas y folclores occidentales.  

-Mazen Kerbaj: Músico, autor de cómics y pintor, Kerbaj crea música electrizante con instrumentos acústicos en los que incorpora sonidos de la guerra como parte inseparable de la memoria colectiva. Maestro de la improvisación, su arte forma parte de la constante reconstrucción del espíritu creativo de Beirut. Es miembro fundador de la Asociación Mil, que agrupa a músicos con ganas de experimentar, y que creó el Festival Irtijal, que cada año reúne, bajo el techo de la improvisación, a diversos artistas.  

-Youmna Saba: Cantante y compositora, realizó sus primeras canciones en 2006.  Para sus letras, inspiradas en las situaciones cotidianas, utiliza el árabe-libanés, y su arte se nutre del patrimonio musical del Líbano y la influencia de la música occidental, especialmente la francesa, con las que ha creado una identidad musical propia.

-Malikah: Con tan solo dieciséis años, la cantante argelina libanesa irrumpió en la escena musical del hip-hop de Beirut y se consagró después como la reina del rap del mundo árabe. Su carácter artístico y los mensajes positivos de sus letras le han llevado a colaborar y a subirse al escenario con los grandes raperos.

- Zeid Hamdan: La apuesta de este músico y productor musical por los sonidos electrónicos le ha llevado a renovar muchas de las músicas antiguas árabes con instrumentos musicales electrónicos y a situarse en la nueva escena electro del Oriente Medio. Su capacidad para aunar estilos y establecer diálogo con distintos músicos le sirve para configurar una obra artística en continua exploración.

-Mashrou' Leila: La joven banda de rock alternativo ocupa un lugar destacado en los circuitos más relevantes de la música underground de la capital del Líbano. Con letras provocativas y una subversiva puesta en escena, destaca el protagonismo que adquiere el violín que, junto a un bajo, dos guitarras, batería, teclados y la voz del cantante, han revolucionado el panorama de la música moderna libanesa.

 




Next Music Station

Al Jazeera

HIZKUNTZAK / LANGUAGES

Euskara CastellanoFrançaisEnglish

ARCHIVES

PHOTOS

FERMIN MUGURUZA

FM web FM twitter FM facebook FM myspace

LIÉES

Aljazzera

Aljazzera Documentary Channel

Fermin Muguruza

Checkpoint Rock

Talka

Symbol